viernes, 18 de agosto de 2017

Las peligrosas borracheras de Nixon y sus delirios nucleares contra Corea del Norte


Las amenazas de Donald Trump a Corea del Norte suenan como un eco del pasado: Richard Nixon estuvo a punto de atacar... especialmente cuando se emborrachaba.



Las estruendosas amenazas nucleares de Donald Trump a Corea del Norte no constituyen ninguna novedad histórica. Son, eso sí, un síntoma claro de un periodo especialmente tenso. Tal vez por eso sus palabras evocan fantasmas del pasado, de otros periodos tensos, como el ocurrido durante el mandato de Richard Nixon (1969 - 1974), que coincidió aproximadamente con una de las épocas en que el régimen norcoreano gozaba de mayor poder. La tensión entonces era quizá menos explícitay sin duda mucho menos mediática. Pero como veremos, el riesgo en aquellos años fue probablemente más alto -más real- que ahora. Y quizá lo fue por circunstancias menos históricas que personales.


Si atendemos a diversos testimonios, muchos de ellos provenientes de fuentes cercanas al gobierno de Richard Nixon, se dibuja una realidad perturbadora, un factor histórico al que quizá no se le haya dado la debida relevancia: la vida de Richard Nixon, incluido su periodo al frente de los Estados Unidos, estuvo marcada por el consumo de alcohol, los psicofármacos, y los ataques de ira. Esta es una de las tesis de 'The Arrogance Of Power: The Secret World Of Richard Nixon' ('La arrogancia del poder: el mundo secreto de Richard Nixon'), un libro publicado en el año 2000, escrito por Anthony Summers y Robbyn Swan, que tuvieron el privilegio de contar con testigos tan aprovechables como el propio psicoterapeuta de Nixon y algunas figuras clave de su administración.

Esperar a que Nixon despertara sobrio

Al parecer, y según indican varias fuentes consultadas, fue precisamente el equipo de personas que rodeaba a Nixon durante su mandato el que evitó que la tensión internacional se precipitara en ese periodo hacia un verdadero desastre nuclear. 
Uno de los casos documentados más llamativos ocurrió tras el derribo del avión espía norteamericano EC-121, en 1969, por parte Corea del Norte. Según la versión de un especialista de la CIA llamado George Carver, el enfado del presidente fue tan intenso que llegó a ponerse al teléfono con los más altos mandos militares para, sencillamente, encargarles planes para un ataque nuclear táctico y pedirles recomendaciones sobre posibles objetivos. Henry Kissinger, que por entonces ostentaba el cargo de Asesor de Seguridad Nacional, también les llamó y llegó con ellos a un acuerdo bien diferente: antes de dar ninguna repuesta, esperarían al día siguiente, a que Richard Nixon se despertara sobrio
Con respecto a este mismo incidente también circula un testimonio directo que da fe del alcance de los delirios agresivos de Nixon. Es lo que cuenta un piloto de la Fuerza Aérea norteamericana destinado por entonces en Kunsan, Corea del Sur, cuya historia recoge un artículo de la revista 'NPR'. Bruce Charles, que así se llamaba el piloto, cuenta que fue puesto en alerta para lanzar una bomba nuclear de 330 kilotones sobre una pista de aterrizaje en Corea del Norte. Finalmente no ocurriría nada; al soldado se le ordenó regresar a sus tareas habituales y Nixon jamás tomaría represalias por el derribo del EC-121. Presumiblemente, asesores cercanos al presidente, quizá el propio Kissinger, supieron enfriar a tiempo el temperamento incendiado de Nixon. En el citado libro de Summers y Swan puede leerse que el propio Kissinger comentaba a menudo con los asistentes que si se cumpliera siempre la voluntad del presidente, habría una nueva guerra nuclear cada semana

jueves, 17 de agosto de 2017

"No dejen a su mascota suelta": Registran un brote de peste bubónica en EE.UU.


Las autoridades de dos condados de Arizona advierten a los ciudadanos de la aparición de pulgas infectadas con esta peligrosa enfermedad.



Pulgas portadoras de la peste han sido encontradas en dos condados de Arizona (EE.UU.), Navajo y Coconino (ambos situados en la parte norte del estado), informa ABC News. El Departamento Estatal de Sanidad de Navajo está alertando a los ciudadanos de que también puede haber roedores y conejos infectados, así como predadores que se alimentan de estos animales.
La enfermedad puede transferirse a los humanos a través de la picadura de las pulgas o del contacto con animales infectados, por lo que las autoridades han recomendado extremar las precauciones y no dejar a sus mascotas sueltas y evitar a los animales enfermos o muertos y las madrigueras de roedores.
Existen tres tipos de peste: la peste bubónica (la conocida como peste negra en los tiempos medievales) que es la forma más común, la peste neumónica o pulmonar, que puede resultar mortal si no se trata en las primeras 24 horas, y la peste septicémica.
Actualmente, la peste se cura con antibióticos como estreptomicina. Lo más importante es que la persona infectada reciba un tratamiento inmediato.
En 2015, otro brote de peste dejó a once personas infectadas con la enfermedad en el país, tres de las cuales acabaron falleciendo. Estos casos de contagio tuvieron lugar en los estados de Arizona, California, Colorado, Georgia, Nuevo México y Oregón.

lunes, 14 de agosto de 2017

Muere a los 90 años la última esclava sexual china que demandó a Japón


Huang Youliang fue una de las 400.000 mujeres que fueron convertidas en esclavas sexuales por el Ejército Imperial durante la guerra, de las cuales, casi la mitad eran oriundas de China.



En la aldea de Yidui, en la provincia china de Hainan, ha muerto Huang Youliang. Tenía 90 años y fue una de las miles de mujeres obligadas a convertirse en esclavas sexuales de las tropas japonesas durante la Segunda Guerra Mundial. Años después demandó al Gobierno nipón, pero la ansiada disculpa jamás llegó.
Sus penurias comenzaron en octubre de 1941. Con solo 15 años fue violada por los soldados japoneses que invadieron China y trasladada a un burdel, donde pasó a ser una 'mujer de confort', es decir, una esclava sexual, detalló el periódico oficial 'People's Daily'.
Pasó el tiempo y en el 2001, junto a otras siete compatriotas esclavas sexuales, demandó al Gobierno de Japón para exigirle una disculpa, aunque sus argumentos fueron rechazados por la justicia de ese país, por entender que los individuos carecen del derecho de demandar al Estado.
En total, se estima que unas 400.000 mujeres fueron convertidas en esclavas sexuales por el Ejército Imperial durante la guerra, de las cuales, casi la mitad eran oriundas de China. También fueron capturadas para los mismos fines mujeres en la península coreana, en Filipinas y en la actual Indonesia.
Desde 1995, 24 de ellas presentaron demandas. Todas fracasaron.
Tras la muerte de Huang, solamente 14 'mujeres de confort' quedan con vida en China.

domingo, 13 de agosto de 2017

Un sacerdote dominico salva del Estado Islámico miles de manuscritos históricos


"Salvar estos manuscritos es como si salvaras la historia", afirma el religioso Najeeb Michael, que tuvo que huir de varias ciudades iraquíes tomadas por los terroristas.



Hace tres años, el padre Najeeb Michael, un sacerdote dominico, rescató de la ciudad iraquí de Qaraqosh miles de manuscritos históricos amenazados por el Estado Islámico.
Entre el 6 y el 8 de agosto de 2014 el grupo terrorista atacó la urbe, considerada la mayor ciudad cristiana del país. Entonces miles de cristianos huyeron de la localidad, incluido Michael, que se llevó consigo los documentos rescatados.
El religioso los trasladó hasta el cercano Mosul, pero los manuscritos tampoco estuvieron seguros allí: días antes de la llegada del EI, el padre tuvo que abandonar su refugio y dirigirse con los archivos a Kirkuk y luego a Erbil.
"Salvar estos archivos, salvar estos manuscritos, es como si salvaras la historia", explicó Michael en un video de la agencia Ruptly. "Y un pueblo sin historia es un pueblo muerto", defendió el sacerdote la importancia de los documentos rescatados.
"Las aldeas y Mosul están liberados del EI, pero yo, personalmente, no creo que debamos regresar por el momento", sostuvo. "La cuestión de la seguridad todavía no ha sido asegurada, y yo no podría devolver los miles de manuscritos. Los traje de allí, y todavía están en peligro", advirtió el dominico.

La poderosa 'arma' oculta de la 'beliciosa' Lady Di


Para la princesa de Gales, el maquillaje era una forma de transmitir su estado de ánimo, aunque no lo utilizaba a menudo en su vida cotidiana.




En la intimidad de su día a día, la princesa Diana de Gales nunca llevaba mucho maquillaje. No era porque simplemente no lo necesitara -ella podía lucir su genuina belleza natural–, sino porque lo consideraba algo engorroso, como una obligación en vez de un placer.

Sin embargo, cada vez que participaba en un acto público, Lady Di aparecía con todas sus armas preparadas: el maquillaje era una de ellas, que le servía como una forma de protegerse de las posibles críticas de parte de los demás, según el artículo del diario 'Daily Mail'.

La publicación revela cómo una vez llegó a la oficina de los editores de la revista 'Vogue' con una espesa capa de crema de base de color anaranjado en la cara. Entonces, entre disculpas, la princesa de Gales lo justificó diciendo que si no se hubiera aplicado el cosmético, los 'paparazzi' la habrían acusado de parecer "pálida", "triste" y "agotada". Precisamente por este motivo, Diana tenía en su casa una cama solar, que utilizaba tres veces por semana.

Para la princesa británica, el peinado y el maquillaje eran importantes siempre y cuando pudiera utilizarlos para transmitir su estado de ánimo o algún sentimiento. Si no fuera por eso, no tenía el menor interés en dedicarles demasiado tiempo. Si miramos hacia atrás a través del arco de su vida, se vuelve claro que los usaba como una poderosa herramienta para crear su imagen, resalta la publicación.

Diana siempre prestaba mucha atención a sus ojos, era lo primero que destacaba en su maquillaje. Durante su juventud, utilizaba mucho su emblemático delineador azul, que le daba el aspecto soñador y prerrafaelita de sus primeros años en la familia real.

En los años posteriores, viene a la memoria el duro kohl negro que aplicó al contorno de sus ojos en su famosa entrevista en el programa Panorama de la BBC. Fue entonces cuando la princesa pronunció su frase inmortal, mirando a través de sus espesas pestañas: "Éramos tres en este matrimonio, por lo que estaba un poco atestado", haciendo referencia a las relaciones extramatrimoniales que mantenían el príncipe Carlos con su novia de juventud, Camilla Parker Bowles.

Sus ojos, inmensos y húmedos, marcados en negro sobre su pálido rostro, le daban el aspecto de un animal herido. Era exactamente este el efecto que quería lograr.

Cuatro meses después del anuncio de su separación con Carlos, apareció la nueva Diana,  segura de sí misma e insolentemente desafiante, que ya comenzó a afirmar su independencia a medida que crecía su confianza.

En aquella época ella empezó su colaboración con organizaciones benéficas, y era una persona diferente cuando se la vio dando su famosa caminata por un campo minado en Angola en enero de 1997, pocos meses antes de su trágica muerte. Con un cabello suave y natural y su cara casi totalmente libre de maquillaje, nunca había estado tan hermosa, según 'Daily Mail'. Ahí fue cuando Diana llegó a su máximo apogeo.