Ir al contenido principal

"Tuve suerte porque era joven": La desgarradora historia de un superviviente del Holocausto


Los que estaban físicamente más débiles murieron", recuerda uno de los exprisioneros de los campos nazis que este sábado participa en la conmemoración del 73.º aniversario de la liberación de Auschwitz.



El 27 de enero de 1945 el ejército soviético liberó el mayor campo de concentración y de exterminio nazi, el de Auschwitz-Birkenau. Con motivo de esta efeméride, de la que se cumplen 73 años, el mundo celebra este sábado el Día Internacional de Conmemoración en Memoria de las Víctimas del Holocausto.
No sé puede determinar con exactitud cuántas vidas se cobró la 'fábrica de la muerte' desde su apertura en 1940. Se estima que a Auschwitz fueron enviados 1,3 millones de personas, de las que 1,1 millones murieron. El 90 por ciento de las víctimas eran judíos. El campo se convirtió en el símbolo del Holocausto.

Herman Neuman: Ducharse 1 vez cada 10 meses

Este judío belga fue arrestado junto con su familia por una denuncia. Herman tenía dos hermanos casados, con hijos pequeños: ni sus esposas ni sus bebés lograron sobrevivir.
El hombre pasó casi tres años en campos de concentración nazis. En 1944 fue trasladado a Auschwitz III, donde trabajaba "desde las 6 de la mañana y hasta las 6 se la tarde". Durante la jornada laboral se les prohibía comer.
"Nos raparon las cabezas. También recuerdo que hacía un frío horrible", cuenta. "No todos lograron sobrevivir. Tuve suerte porque era joven. Las personas mayores y los que estaban físicamente más débiles murieron. Fue un verdadero presidio".
Neuman señala que hasta abril de 1944 llevó la misma ropa con la que había sido arrestado y que durante todo el tiempo que duró la reclusión solo pudo ducharse "tres veces".
El prisionero fue evacuado de Auschwitz cuando las fuerzas soviéticas ya se acercaban al campo, y pasó 20 días andando de pie. "Del campo salieron 7.000 personas, pero a Buchenwald y otros campos llegaron solo 1.200", dice. "A los que no podían andar los mataban a disparos en el lugar. Ni siquiera teníamos zapatos, envolvíamos los pies con trapos".
El hombre fue liberado de Buchenwald en abril de 1945, cuando tenía 19 años.

Comentarios

  1. DE ESO SE APRENDE MUCHO PARA ENSEÑAR A GENERACIONES VENIDERAS.

    ResponderEliminar
  2. ups, es doloroso,pero.... la historia tenia que ser asi, duele si, la humanidad tenia que pasar por estos tragicos sucesos.porque la barbarie no conocia DERECHOS HUMANOS.

    ResponderEliminar
  3. El suplicio al que FIE sentido el judaísmo tan solo sirvió para hacerlo mas fuerte. Con cada gota desangre derramada y cada lágrima fueron abonada la futura generaciones

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

La extraordinaria ciudad subterránea que alojó a 20.000 personas en la Edad Media

Científicos encuentran un asentamiento Vikingo bajo un aeropuerto en Noruega

Descubren que las rocas de Stonehenge no fueron trasladadas por Humanos