Ir al contenido principal

La historia de las dos mujeres que quedaron a la deriva durante 5 meses en el Pacífico podría ser falsa


Si bien la Armada de EE.UU. encontró a dos mujeres de Hawái al oeste del Pacífico, a unos 1.448 kilómetros al sureste de Japón, la Guardia Costera del país duda de ciertos puntos de la historia.



El 27 de octubre, la Armada de EE.UU. rescató a dos mujeres, originarias de la ciudad de Honolulu (Hawái, EE.UU.), que pasaron 5 meses a la deriva en el Pacífico tras una falla en el motor de su barco. Las viajeras querían navegar de Honolulu a Tahití, luego llegar al sur del océano Pacífico y finalmente regresar a Hawái. Sin embargo, perdieron el rumbo.
Tras ser rescatadas, la Guardia Costera de EE.UU. empezó a dudar de elementos clave de su historia, ya que no coinciden con los informes meteorológicos o la geografía básica del océano Pacífico.

La versión de las mujeres

Las dos mujeres, Jennifer Appel y Tasha Fuiava, se conocieron a finales de 2016 y una semana después decidieron emprender un viaje marítimo pese a que Fuiava nunca había navegado.
En su primer día de viaje, el 3 de mayo, su barco Ninfa Marítima se enfrentó a una terrible tormenta que lo sacudió con vientos de 97 kilómetros por hora y olas de hasta 9 metros durante tres días. En ese contexto, Appel perdió su teléfono celular debido al fenómeno climático.
Pensaban regresar, pero según ellas, las islas de Maui y Lanai, que forman parte de las islas de Hawái, no tenían puertos lo suficientemente profundos para su embarcación. Días más tarde, después de que partes del mástil y la jarcia sufrieran inconvenientes, navegaron hacia la pequeña Isla de Navidad (perteneciente a la República de Kiribati), aún con un motor en funcionamiento, pero decidieron no desembarcar, creyendo que la zona estaba deshabitada en su mayoría y que no tenía aguas protegidas. 
Posteriormente, las viajeras eligieron un nuevo destino a unos 1.609 kilómetros de distancia y unos cientos de kilómetros más allá de su objetivo original, Tahití. Ahora se dirigían a las Islas Cook. "Realmente pensamos que podíamos llegar al siguiente lugar", señaló Appel. Sin embargo, según el relato de las mujeres, otra tormenta destruyó su motor a fines de mayo, por lo que quedaron a la deriva por cinco meses.

Qué indican los informes meteorológicos, la geografía y la Guardia Costera de EE.UU.

Por su parte, la Guardia Costera de EE.UU. ha encontrado incoherencias en la historia. Las aventureras reconocieron que tenían radios, teléfonos satelitales, GPS y otros equipos de emergencia, pero no mencionaron la radiobaliza de emergencia (EPIRB, por sus siglas en inglés), un aparato transmisor de radio utilizado en situaciones de emergencia para facilitar la localización de un barco, según reveló la institución estadounidense a AP.
Jennifer Appel afirmó en una entrevista también con AP que, según su experiencia, ese dispositivo ―que no llegó a ser utilizado en su viaje― solo debe usarse cuando uno está en peligro físico inminente y que puede morir en las siguientes 24 horas. Sin embargo, anteriormente, Appel y Tasha aseguraron que estaban a punto de darse por vencidas cuando la Marina de EE.UU. las rescató la semana pasada, a miles de kilómetros de su rumbo inicial.
Además, meteorólogos comprobaron los datos del tiempo para el pasado 3 de mayo e indicaron que no hubo una tormenta aquel día a lo largo de toda la ruta de las mujeres. Las imágenes satelitales archivadas de la NASA también confirmaron que no hubo tormentas tropicales alrededor de Hawái a principios de mayo.
Otra incongruencia que subraya AP es que la embarcación Ninfa Marítima, que posee 15 metros de largo, esrelativamente pequeña, por lo que tanto la isla de Maui como de Lanai podrían haber servido para que accedan a sus puertos. La pequeña Isla de Navidad, que las viajeras consideraban deshabitada, es en realidad parte del Estado insular de Kiribati, cuenta con más de 2.000 habitantes y su puerto acoge a grandes buques de carga.
Asimismo, la Guardia Costera sostuvo que estableció contacto por radio con una embarcación que se identificó como Ninfa Marítima en junio cerca de Tahití, cuyo capitán sostuvo que no estaban en peligro y que esperaban tocar tierra la mañana siguiente.
Más de cinco meses después de su partida, las mujeres fueron encontradas al oeste del Pacífico, a unos 1.448 kilómetros al sureste de Japón. Las dos mujeres y sus perros se encontraban en buen estado de salud cuando fueron recogidas por la Armada de EE.UU.

Comentarios

  1. Es muy sospechosa la versión de este par de mujeres. Hay inconsistencias en sus versiones, y por lo que se ve no sufrieron ni una gota de angustia y sozobra de su supuesto "naufragio" a la deriva en el Pacífico.

    ResponderEliminar
  2. Y que ganaban con mentir?? O que pretendian?

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

La extraordinaria ciudad subterránea que alojó a 20.000 personas en la Edad Media

Científicos encuentran un asentamiento Vikingo bajo un aeropuerto en Noruega

La insólita historia de un romance entre madre e hijo